Análisis: Bubsy (Mega Drive)

BUBSY

IN CLAWS ENCOUNTERS OF THE FURRED KIND

por Skullo

Este comentario proviene de la revista Bonus Stage Magazine número 24 (Especial Popeye) que puedes ver online o descargar gratuitamente aquí.

Título: Bubsy in Claws Encounters of the Furred Kind
Plataforma: Mega Drive
Número de Jugadores: 1 o 2 Jugadores
Género: Plataformas
Desarrolladora: Accolade
Año: 1993

Durante los 90, los juegos de plataformas protagonizados por animales antropomórficos eran una constante en el catálogo de las consolas de 16 bits. Todas las compañías buscaban crear una mascota carismática que gustase al jugador por encima del resto, así que no sorprende que en algunos casos se preocupasen más del diseño y personalidad del personaje, que del juego que íbamos a jugar.

Uno de los personajes más recordados de esa época es Bubsy, principalmente por la gran cantidad de publicidad que se le dio y que se le volvió en su contra una vez el juego salió a la venta para Mega Drive y Super Nintendo y PC.

La historia de este juego es bastante graciosa: unos extraterrestres quieren conseguir todos los ovillos de lana de la Tierra, pero enseguida se encuentran con Bubsy, quien resulta ser el elegido para interrumpir ese pintoresco plan.

Pantalla de título

Gráficos

El sprite de Bubsy es muy simpático y colorido y además cuenta con bastantes animaciones, muchas de ellas para mostrarnos diferentes muertes. Los enemigos son bastante más sencillos y aunque hay algunos que aparecen exclusivamente en determinados niveles, la mayoría de los que veréis serán los extraterrestres, que se repetirán durante todo el juego, aunque al menos les irán cambiando el sombrero según el tipo de nivel en el que nos encontremos.

Los escenarios son bastante buenos en general, quizás algunos podrían estar más trabajados, pero creo que encajan bien con los sprites del protagonista y sus enemigos. Aunque los escenarios son variados (un parque de atracciones, un tren, la montaña, el espacio exterior…) nos darán una sensación de repetición, principalmente porque todos ellos, excepto el del espacio, constan de 3 niveles seguidos.

Bubsy y su dosis de chulería

Sonido

Al principio de cada nivel escucharemos la voz de Bubsy diciéndonos alguna tontería (es gracioso que en la última fase diga “¿aún estás jugando a esto?”).

Dentro del juego, Bubsy enmudece (afortunadamente) y los sonidos se vuelven muy básicos (quizás demasiado) aunque como resultado de ello, no nos distraen de la acción principal.

Las músicas del juego son muy variadas y personalmente me parecen agradables, puede que no sean lo mejor que ha salido de esta consola, pero en general creo que son muy pegadizas y variadas.

Hay muchas animaciones graciosas

Jugabilidad

Bubsy puede saltar y planear en el aire, lo cual será necesario para recorrer determinadas partes del juego y evitar la muerte por aplastamiento, porque si, en este juego moriremos si caemos desde mucha altura. Y ya que hablamos de muerte, conviene aclarar que aquí es donde tenemos el principal fallo del juego: Bubsy muere al primer golpe.

A esa fragilidad hay que sumarle la velocidad que alcanza el personaje, que nos obligará a ir frenando para poder completar la fase, ya que de lo contrario, tocaremos sin darnos cuenta algún enemigo o  elemento letal del escenario (como los pinchos). Este es seguramente uno de los principales fallos jugables del juego, ya que nos da la sensación de que podemos correr a gran velocidad, pero si lo hacemos moriremos sin darnos cuenta de lo que nos ha matado.

Bubsy es tan veloz como frágil

A la hora de matar enemigos basta con saltar en su cabeza o planear para caer lo más encima posible, porque si caéis delante suyo o de lado, hay un alto porcentaje de que perdáis una vida. Las colisiones no son del todo precisas, pero tampoco me parecen tan malas como me ha parecido escuchar en más de una ocasión.

En cualquier caso, creo que los controles son un poco “resbaladizos” y eso empeora debido a la velocidad y fragilidad de Bubsy. Aun así, puede ser un juego divertido.

Duración

El juego consta de 16 niveles, disponemos de muchas vidas y de continuaciones limitadas y por si fuese poco, nos irán dando Passwords para poder continuar si acabamos ante la pantalla de Game Over. Los niveles son bastante grandes y requieren exploración, pues en algunos de ellos tendremos que buscar la salida entrando a través de puertas o activando palancas.

Como dije antes, la fragilidad de Bubsy, su velocidad y algunos problemas con las colisiones pueden hacer del juego algo frustrante, pero también es cierto que los enemigos que matamos en una vida, desaparecen en las siguientes, de manera que conforme vamos jugando, nos encontramos el nivel más “limpio” de enemigos y por lo tanto, más fácil de completar. Existen algunos ítems que nos ayudarán en nuestra aventura, como las vidas extras, la camiseta negra (que hará que no nos vean los enemigos) o la camiseta intermitente que nos dará invulnerabilidad.

Los enemigos finales no son demasiado difíciles si sabéis como atacarles y por lo general todos se derrotan de la misma manera y solo varían ligeramente en sus ataques, curiosamente este es uno de esos juegos en los cuales el enemigo final puede ser mucho más fácil que el resto.

El espacio, la última frontera… digo fase

Conclusión

Bubsy es uno de esos personajes que apareció durante el “boom de las mascotas en los videojuegos” y que además tuvo una publicidad bastante fuerte en su día, aumentando así las expectativas de sus compradores potenciales. A mí me parece un buen juego o al menos un juego decente, lo disfruto mucho y lo he completado varias veces.

Recuerdo haber visto la publicidad que se le dio cuando salió y me decidí a alquilarlo, me pareció entretenido pero difícil, no pude pasar de los primeros mundos. Años más tarde lo terminé comprando de segunda mano y fue entonces cuando lo pude completar. Es un juego con fallos evidentes, pero también tiene cosas buenas y puede llegar a ser muy entretenido.  Aunque claro, si vivisteis la época en la que salió y esperabais algo mejor que un Sonic o un Mario  puede que tengáis un recuerdo mucho más amargo de Bubsy.

Recomiendo darle una oportunidad solo si  os gustan los juegos de plataformas difíciles y no os importa que vuestro personaje muera al primer golpe.

Jirafas con gafas de sol… los 90 en estado puro

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s