Análisis: Burning Fight (Neo Geo)

BURNING FIGHT

por Skullo

Este comentario proviene de la revista Bonus Stage Magazine número 35 (Especial Joe and Mac – Caveman Ninja) que puedes ver online o descargar gratuitamente desde este enlace.

Título: Burning Fight
Plataforma: Neo Geo y Neo Geo CD
Número de Jugadores: 1 o 2 jugadores
Género: Beat’em up
Desarrolladora: SNK
Año: 1991 (Neo Geo) 1994-96 (Neo Geo CD)

Final Fight (1989) volvió a poner de moda los beat’em up  en los salones recreativos, de manera que SNK no dudó en hacer su propia versión del juego para atraer al público que ya había completado el juego de Capcom una infinidad de veces. El resultado fue Burning Fight,  que tras aparecer en arcades en 1990 llegó a Neo Geo en los primeros años de la consola y a Neo Geo CD unos años más tarde.

En esta ocasión, los encargados de acabar con la delincuencia de la ciudad son Duke, Ryu y Billy, los cuales tendrán que eliminar hordas de enemigos hasta llegar al enemigo final, un mafioso italiano que supongo que es el responsable de controlar a los delincuentes locales. Digo supongo, porque el juego no explica nada de su historia, así que toca usar la imaginación para justificar lo que veremos en Burning Fight.

Pantalla de título

Gráficos

Los escenarios son los típicos que se esperan de un juego de este estilo, así que recorreremos diversos barrios marginales y zonas industriales. Afortunadamente también se incluyen fases más originales como el centro comercial o el yate. Los escenarios están muy bien hechos, además cuentan con bastantes elementos destruibles (cabinas, publicidad, bicicletas…) y eso siempre es motivo de satisfacción.

Los protagonistas son los típicos de este juego, y remarco lo de típico, porque Duke es clavado a Cody de Final Fight (y a su hermano Axel de Streets of Rage), Ryu es idéntico a Guy en prácticamente todos los sentidos y Billy es el único que aporta algo de variedad, al no parecerse físicamente a Haggar (aunque si que corresponde al personaje grande y fuerte).

Los protagonistas

Los enemigos también son lo que esperamos del juego, punks saltarines molestos, tipos gordos que arrasan con todo, personajes cachas de lucha libre con movimientos de carga y un montón de tipos genéricos que están para hacer bulto y complicarnos la vida. Inicialmente se agradece la variedad, pero tras jugar un poco vemos que (al igual que sucede en juegos similares) los enemigos se repiten constantemente. Los jefes son algo más originales, nos encontramos con un Yakuza, un luchador de lucha libre, un samurái, una mujer con un kimono y el elegante jefe final, lamentablemente los jefes también se repiten (o reutilizan con otro color).

Se nota bastante que el juego fue de principios de los 90, ya que gráficamente no sorprende, sus animaciones son poco más que correctas y tampoco es especialmente original en cuanto a personajes y  enemigos. Así que salvo algunos escenarios, no hay demasiadas sorpresas.

Peleando en el centro comercial

Sonido

Los sonidos son muy variados, algunos de ellos (como el cristal roto) están muy bien, y los golpes son bastante satisfactorios, quizás lo que peor sensación deja son algunas voces, que suenan bastante mal.

La música es bastante variada, aunque siempre mantiene el ritmo de la acción a buen nivel, me gusta bastante e incluso me recuerda a algunas composiciones de otros juegos de SNK ligeramente. No es especialmente pegadiza, pero está bien.

Billy destrozando una camioneta

Jugabilidad

Disponemos de tres personajes y podremos elegir uno cada vez que perdamos todas las vidas. Ryu es rápido y no demasiado fuerte, Billy es lento y muy fuerte y Duke es el personaje equilibrado en ambos apartados. Todos los personajes cuentan con un botón de patada, otro de puñetazo y otro de salto, si presionamos puñetazo y salto a la vez, haremos el típico ataque especial que arrasa a los enemigos cercanos y nos quita algo de vida.

A la hora de jugar veremos algunas cosas buenas, como que nuestros personajes son bastante rápidos sacudiendo a los delincuentes (incluso Billy) y que las armas son bastante abundantes y variadas (navajas, dinamita, botellas e incluso armas de fuego, que nos darán una ventaja notable sobre los enemigos). Lamentablemente, también hay algunas cosas que no me han terminado de gustar, como el hecho de que la patada voladora no sea tan fiable como parece y nos deje vendidos si no hemos calculado bien el tiempo del golpe.

Podemos usar armas de fuego

Recorriendo los niveles a puñetazo limpio veremos algunas cosas llamativas, como tener que destrozar un vehículo para forzar al jefe a pelear, vernos esquivando los disparos de un helicóptero o que en algunos niveles nos podamos meter en negocios y arrasarlos para ganar dinero y energía (¿nuestros protagonistas también son delincuentes?).

En general el control está bien y no nos defraudará, sin embargo tampoco es perfecto, ya que en algunos momentos sentiremos que algo no ha ido bien (como cuando hacemos la patada en salto y no golpeamos al rival). No es nada increíblemente grave, pero es evidente que se podría haber mejorado.

Duración

Es un beat’em up bastante clásico y eso también se aplica en este apartado, ya que podemos completar el juego en menos de una hora (y si jugamos a dobles, el tiempo puede reducirse). No obstante hay que aclarar que la dificultad es bastante alta, ya que los enemigos nos superarán en número holgadamente y algunos de ellos son muy molestos y dañinos, especialmente los jefes.

Tras haberlo completado, solo quedar volver a jugar con otro personaje o buscar un compañero de batalla que haga que valga la pena volver a este juego, porque en solitario pierde mucho encanto.

Peleando contra motoristas

Conclusión

Burning Fight recuerda bastante a Final Fight en muchos aspectos y quizás eso le hace más mal que bien, ya que si comparas ambos juegos, el de Capcom se hace más disfrutable. Eso no significa que este sea un mal juego, ya que es divertido y añade algunas cosas interesantes (como las armas de fuego).

Si a eso le añadimos que Neo Geo tiene beat’em ups mucho más llamativos y mejores que este, Burning Fight queda en una posición bastante incómoda y se vuelve difícil de recomendar. Aún así, creo que vale la pena probarlo si podéis jugar con alguien o si sois fans acérrimos de los beat’em ups con temática callejera.

Nuestros héroes arrasando una tienda

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s